miércoles, agosto 26, 2009

EN TU AUSENCIA

En tu ausencia te busco
en las olas del mar
cuando me acerco a ellas
en el mar hay paz.

En tu ausencia te veo
en los ojos de cualquiera
pero tu luz de mirada
no brilla en esos ojos.

En tu ausencia te beso
como tu amante amada
cuando busco tu boca
sólo el viento me besa.

En tu ausencia te amo
como te amé en presencia
y un corazón desolado
late sin tener al amado.

En tu ausencia busqué
la soledad como amiga
y aún con ella brindaré
en copas de besos y miel.

En tu ausencia aprendí
que la mirada que amo
la encontraré en otros ojos
que aún mis ojos no han mirado.

En tu ausencia descubrí
que mis precintos de besos
no serán tus besos deseados
y que mi corazón desolado
latirá por un nuevo amado.

© Emely


Caracas,08-05-2008

4 comentarios:

Jorge dijo...

Nadie es invisible en el entorno de la "Gran RED" de Internet... dime quien eres... te dire quien soy... molesto hoy por tu soberbia... sigo siendo yo... LA PLUMA.

Jorge dijo...

Soy un limón,
perfumado y arisco,
de un sabor claro y adusto,
con mucha pulpa y poesía desovando,
me suspendo de un árbol de muchas espinas,
irradiando un brillo claro y franco,
ojos profundo de mucho decir,
por las tardes,
me oscurezco en la tibieza de corazón,
con una chispa que brota de las entrañas,
enciendo el fuego que alimento con palabras,
a veces,
logro hacerlas arder y calentar mis agotados huesos,
revivir mis mas anhelados sueños,
cuando no,
asumo el frío del silencio,
y vuelvo mis ojos a otras letras que endulzan mi llagas,
bálsamo perfumado que derramo en la vendas de unción de mis plegarias

Jorge dijo...

Retorno,
en búsqueda insaciable de verdades,
en la nueva mañana,
fría sin el calor de tu aliento,
recrudece el hartazgo
de un sin fin de mentiras
catapultas al mundo,
perdido en la mezquindad de este instante,
que no satisface el deseo.

Hurta una pizca de tiempo,
grabada en mi retina,
atesorando el recuerdo de caricias,
de mañanas, de crepúsculos,
aunado al esquivo,
de una mirada socarrona,
que destila indiferencia,
que cual bruma desdibuja mi sonrisa,
en macabra realidad,
de un mañana que no es,
de un pasado que no cambia.

Conformados a sueños,
que sollozan en rincones de esperanza,
donde mil amaneceres
no encubren los dolores,
que entre clamores de oro,
destellan fulgores
en la soledad sin ti de mi alma.

Causas que socavan el pensar,
ahondando en recovecos,
maraña de estructuras,
que enredan tontamente,
los recuerdos, los amores ...
que reviven en sábanas negras,
de penumbra y soledad

Y Soledad y Dulce
es mi nombre desde tiempo indefinido,
ácido láctico se acumula en mis miembros,
sin movimiento, ni inercia,
lejanos sin tu voz,
mortal y caótica palidez,
sin ti .

El dolor de calambres no oculta mi dolor por ti,
solo gritos desgarradores consuelan las nubes,
que miran desde lo alto,
un punto que emana angustia,
sigo porque no puedo parar,
enfrento, porque acorralado estoy,
la realidad de un hoy sin ti,
sabré esperar, aspirando el segundo vivido,
tiempo muerto, materia que absorberé,
en mi guerrear hacia ti,
aunque este amanecer me prive tu presencia,
y esta realidad me suma en tu recuerdo.

Jorge dijo...

Me llamas como mi gran mentor... te burlas de mi... ¿quien te crees que eres para mencionar a un maestro como el? errado esta, creo tu camino... lees en mi lo que jamás fue, te ríes de años, décadas, de solo amor...

 
logohtml5